-EN SILENCIO-








Entro
a mi alcoba 
oasis de
refulgente viveza, 
afuera un mundo
de oscuridad, 
más en mi interior
brota 
una luz tenue...
-en silencio- . 

Sendero
largo, extraño, 
tapizado de rocas 
segregando almendras; 
anduriñas diseminando
nidos en flor...
-en silencio- . 

Ángeles
de granito 
sollozan
bajo la lluvia, 
ofreciéndome cariño 
como perros callejeros, 
esquivos y en penuria…
-en silencio- .

Quino ©
Derechos Reservados