Crisálida




Imagen de la red


Cuando sea adulto
como persona
buscaré
una estrella en el cielo,
la plantaré en el corazón;
le diré que fui niño
un feto diminuto
como una oruga al nacer
en base a la función clorofílica
brotará una bella
mariposa.

Volará al menos
unas horas, todo un día
o un mes antes de expirar.
Será la luciérnaga
del momento,
la ninfa de mil colores
irradiada por el Arco Iris,
amiga inconfundible de la belleza
efímera y espiritual.
Nuestro Señor, bendecirá su bello cromatismo
para que entendamos
que al fin y al cabo es una estrella
que nace y muere tras florecer
de su crisálida en breves días;
y que su luz que titila,
intensa y rutilante
sea el reflejo de mi alma
íntima y permanente.


Quino © 2017
Derechos Reservados